En Barcelona marchan para exigir libertad de independentistas

Foto Anadolu

Miles de personas marcharon este domingo en Barcelona para exigir la liberación de los políticos independentistas que están encarcelados por el proceso secesionista catalán y aquellos que han huido de la justicia española acusados de rebelión, malversación y desobediencia.

De acuerdo a la Guardia Urbana de Barcelona, el número de asistentes fue de 315 mil personas, uno de los más bajos de las congregaciones secesionistas. Los organizadores afirmaron que la cifra fue de 750 mil.

Por primera vez se unieron las dos grandes centrales sindicales, la Unión General de Trabajadores (UGT) y Comisiones Obreras (CCOO), generando una crisis a nivel interno entre sus afiliados, contrarios al independentismo, según la prensa local.

La movilización fue convocada por las entidades soberanistas Asamblea Nacional Catalana (ANC) y Òmnium Cultural, entre otras.

Los manifestantes consideran que el Estado español ha “reprimido” Cataluña. A la marcha asistieron el presidente del Parlament, Roger Torrent, y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau.

"Exigimos al Estado (español) cordura y que cese la represión, que hace demasiado tiempo que dura. Decimos basta a la represión y en esta incapacidad de buscar soluciones dialogadas", afirmó el vicepresidente de Òmnium Cultural, Marcel Mauri.

La marcha se realizó este domingo porque el lunes se cumple medio año del encarcelamiento de Jordi Sánchez, el expresidente de la ANC, y del presidente de Òmnium, Jordi Cuixar. Los políticos están desde entonces en prisión preventiva acusados de rebelión por el juez Pablo Llarena, del Tribunal Supremo español, que indaga el proceso independentista, calificado como ilegal.

Los familiares de los “Jordis” leyeron cartas de los dos políticos. Además, en la jornada, las personas defendieron con cánticos la figura de Carles Puigdemont como presidente catalán y a la defensa de los Comités de Defensa de la República, agrupaciones civiles independentistas acusadas recientemente de terrorismo.