‘Conflicto’ por objeciones a un proyecto de ley

Foto Montaje El Nuevo Siglo

La plenaria de la Cámara negó las objeciones presidenciales al proyecto que reduce en cinco años el tiempo de vinculación de los miembros del nivel Ejecutivo de la Policía Nacional para acceder a derecho de retiro o de pensión (Ley 212 de 2017).

La iniciativa establece que el tiempo para acceder al derecho de asignación de retiro será como mínimo de 15 años de servicio y un máximo de 20 años.

El proyecto busca, además, establecer unas mejores condiciones a los miembros del nivel Ejecutivo de la Policía Nacional, que les permita acceder a un régimen pensional más benéfico en tiempo, en porcentajes y en derechos.

Durante la plenaria, 95 congresistas apoyaron negar los reparos presentados por el Ejecutivo frente a la iniciativa, que insistió en que la propuesta estaba en contra del momento fiscal del país, por lo que su aprobación sería una equivocación, toda vez que lesionaría gravemente los recursos públicos.

Según la Facultad de Derecho de la Institución Universitaria de Envigado, que acompañó la iniciativa a través de un proyecto de investigación, 38.000 policías que ingresaron de diciembre de 2004 hacia atrás se beneficiarían de esta medida, lo cual no representaría que todos buscaran acceder a la pensión de manera inmediata.

Respeto al tema, el representante por Norte de Santander, Alejandro Carlos Chacón, del Partido Liberal señaló que “el presidente, sin ninguna justificación constitucional ni legal, distinta a sus facultades, pretende que desconozcamos los derechos de retiro de los policías. La justificación constitucional y legal que ha dado no la aceptamos y hemos mandado a la Corte Constitucional las consideraciones jurídicas del Congreso”.

Agregó que la alta corte debe analizar las consideraciones que ha planteado el presidente para “objetar el proyecto de forma constitucional y por inconveniencia, supuestamente porque saldrían 40.000 policías, lo cual ocurrirá también el próximo año. La excusa no tiene asidero. La Corte debe decidir si le da vía libre a al proyecto o acepta las objeciones del presidente”.

Sin embargo, al defender las objeciones, el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, explicó que el momento fiscal actual del país no permite incurrir en un gasto presupuestal como el que demanda esa ley.

Actualmente, el régimen de asignación de retiro está en un mínimo de 20 años para acceder a media pensión y 25 años para el 70 por ciento. Aunque el objetivo es reducir ese tiempo mínimo en cinco años, otro de los argumentos del Gobierno es que este tipo de modificaciones no se pueden hacer a través de una iniciativa de origen parlamentario.

“En este sentido, se evidencia que el proyecto de ley vulneró el artículo 154 de la Constitución, toda vez que tuvo origen en una iniciativa parlamentaria, es decir, por la propuesta generada por la senadora Nidia Marcela Osorio y no por el Gobierno nacional, quien es el único que tiene la competencia para tramitar este tipo de leyes”, explica Villegas.