The Times: Banco de Inglaterra se niega a devolverle oro a Maduro

Pixabay
Según el Diario, el banco habría tomado la decisión porque sospecha que el presidente venezolano tiene la intención de venderlo para beneficio personal. 

 

El periódico británico The Times publicó una investigación donde informó que el Banco de Inglaterra se habría negado a entregarle al Gobierno de Nicolás Maduro unas barras de oro que tienen un valor cercano a los USD 550 millones.

El diario mencionó que Maduro busca repatriar 14 toneladas de oro que le pertenecen a Venezuela y que almacena el Banco. La investigación detalló que la retención se debe a las dudas que existen sobre el uso que Caracas le dará al dinero proveniente del metal.

La negativa a la entrega de las barras de oro se basa en unas supuestas intenciones de Maduro de incautar el metal, que es propiedad del Estado, y venderlo para beneficio personal.

“Se entiende que los funcionarios británicos insistieron en que se tomen medidas estándar para prevenir el lavado de dinero, incluida la aclaración de las intenciones del gobierno venezolano para el oro”, mencionó The Times.

El medio británico aseveró que el oro almacenado en el banco se usó como garantía de respaldo de los préstamos de varios bancos del mundo a Venezuela en medio de la crisis económica que vive el país. Resalta, además, que otro de los obstáculos a la repatriación es la dificultad de obtener un seguro que respalde el envío.

El medio británico detalló que el temor a nuevas sanciones por parte de Estados Unidos o de la Comunidad Europea a Venezuela ha generado que el Gobierno de Maduro insista en repatriar los USD 550 millones.

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) indicó en su reciente informe Estudio Económico de América Latina y el Caribe 2018 que Venezuela tiene una tasa negativa acumulada en su crecimiento de cerca del 43% comparada con 2013.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) proyectó este lunes que Venezuela tendrá una inflación en 2018 que ascenderá hasta 1'000.000%.

La institución financiera indicó que la situación del país suramericano es comparable con las crisis económicas de Alemania en 1923 y de Zimbabue en el año 2000.