EL CARTEL DE LA TOGA
Gustavo Moreno fue extraditado a EU

Foto archivo AFP

Por considerar que su "colaboración ha sido efectiva" en el proceso bautizado como el “cartel de la toga”, el juez de control de garantías accedió al pedido de la Fiscalía de otorgar el Principio de Oportunidad al exfiscal Luis Gustavo Moreno, quien ahora será extraditado a EU

El detenido exfiscal  investigado por los delitos de concierto para delinquir y cohecho por dar u ofrecer en hechos ocurridos cuando ejercía como abogado deberá entregar información a la justicia sobre la organización de la que hacía parte y que se dedicaba a pedir dinero a personas implicadas en procesos penales en la Corte Suprema de justicia para manipular los mismos.

La representante de la Procuraduría en el proceso también había solicitado al juez se avalara el acuerdo que Moreno había llegado con la Fiscalía.

“Como representante de los intereses de la sociedad, esta agencia considera que la mejor manera de procurar que las decisiones judiciales cumplan con los cometidos es permitiendo que la verdad aflore, que quiénes intervinieron en este lamentable suceso respondan" afirmó la delegada del Ministerio Público.

El exfiscal anticorrupción Moreno había pedido un proceso rápido en el país y acelerar su

Requerido en Estados Unidos por conspiración para lavar activos, el exfiscal anticorrupción Luis Gustavo Moreno fue extraditado ayer, no sin antes lograr la aprobación de un principio de oportunidad para seguir colaborando con la justicia.

Moreno y el abogado Leonardo Pinilla "fueron entregados a funcionarios de Administración para el Control de Drogas (DEA) y el Cuerpo de Alguaciles de Estados Unidos", señaló la Dijín en un comunicado.

En una operación coordinada con el grupo élite de investigación de la Fiscalía y la DEA, ambos fueron detenidos el pasado 27 de junio en Bogotá.

Moreno y Pinilla están acusados de pedirle sobornos al exgobernador cordobés Alejandro Lyons, a cambio de que no fuera investigado por malversación de fondos.

Las conversaciones entre los implicados se llevaron a cabo en Miami, por lo que una corte de Florida asumió el caso del exfiscal anticorrupción.

 

Oportunidad

Ayer mismo, el Juez 17 Penal de Bogotá, con función de garantías, avaló el principio de oportunidad que la Fiscalía General de la Nación le concedió al abogado Moreno y que implica la suspensión de la persecución penal en su contra a cambio de la entrega efectiva de información útil y relevante en investigaciones por hechos irregulares en la administración de justicia.

De acuerdo con la información suministrada por la Fiscalía, tal decisión se aplicará frente a los delitos de concierto para delinquir, cohecho por dar u ofrecer y utilización indebida de información oficial privilegiada.

Los hechos materia de aprobación de la figura penal se relacionan con lo ocurrido entre los años 2012 y 2016, cuando Moreno ejercía como abogado litigante.

Entre los compromisos que deberá cumplir el hoy procesado, está el de profundizar en la información para avanzar en las investigaciones sobre supuestas redes ilegales de funcionarios en la Rama Judicial, servidores y abogados comprometidos en hechos de corrupción.

“Dará cuenta de la manera como se usó la información privilegiada, y la desaparición de evidencias para obtener sentencias con apariencia de legalidad para favorecer a sus clientes”, precisó el fiscal del caso al término de la audiencia pública.

 

Presión

Moreno había presionado la aprobación del principio de oportunidad, que fue rechazado un par de veces antes, aduciendo que la negativa obedecía a que “quieren silenciarme”, según una grabación difundida esta semana por Caracol Radio.

Según los mencionados audios, Moreno creía que si se iba a Estados Unidos sin que le aprobaran el principio de oportunidad su colaboración con la justicia colombiana quedaría en alto riesgo y que, precisamente, había movimientos por debajo de la mesa para acelerar su viaje.

“¿Por qué me sacan ahora cuando no he empezado a colaborar?”, dijo, agregando que no le afanaba la extradición, pese a que se estaba dando por anticipado, sino porque no se aceptaba el principio de oportunidad y los procesos relacionados entonces comenzarían a tambalear.

Como lo ha venido informando EL NUEVO SIGLO, Moreno, además del caso en Estados Unidos enfrenta otros en Colombia, incluyendo el relacionado con el ‘Cartel de la Toga’, en el que fungió de intermediario entre magistrados y procesados por parapolítica para lograr beneficios extrajudiciales a cambio de millonarias sumas de dinero.

En marzo, Moreno fue condenado a cuatro años, diez meses y quince días de prisión por la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia que halló culpable de los delitos de concusión y utilización indebida de información privilegiada, conductas en las que incurrió como exfuncionario judicial precisamente cuando él y Pinilla le recibieron el soborno de 100 millones de pesos al exgobernador Lyons.

Los cuatro años de prisión deberá pagarlos en Colombia una vez regrese de Estados Unidos.