MOVILIZARÁN 990.000 PASAJEROS DIARIOS
Avanzan las troncales de la 68, Boyacá y Ciudad de Cali

Foto El Nuevo Siglo.

Mientras la opinión pública mira con lupa la licitación de la Carrera Séptima, ayer se conoció que el alcalde Mayor de Bogotá, Enrique Peñalosa y el Ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, revisaron los últimos detalles para avanzar en el Confis que asegurará los recursos para construir las troncales que alimentarán la primera línea del Metro de Bogotá.

Estas troncales sumarán 334.000 pasajeros adicionales a los 656.000 que movería el sistema sin servicio de alimentación, para movilizar un total cercano a los 990.000 pasajeros diarios.

“Con el ministro Cárdenas estuvimos revisando los últimos detalles para el aval fiscal de la Nación para las troncales alimentadoras, que son parte integral desde el comienzo del proyecto Metro: las avenidas 68 (16,9 km), Boyacá (9,3 km) y Ciudad de Cali. Son parte integral del proyecto”, explicó el Alcalde.

Por su parte el gerente de la Empresa Metro, Andrés Escobar, explicó que los estudios del transporte de la ciudad mostraron que para la primera línea del Metro de Bogotá es muy importante que existan unos sistemas robustos de alimentación.

“De allí nació la aprobación que dio el Conpes, el año pasado, en relación con que la Nación y la ciudad también aporten a construir tres troncales que resultaron críticas para que el Metro pueda beneficiar a muchas más personas”, agregó Escobar.

De hecho, el Metro es un sistema de alta capacidad que necesita ser alimentado para que la gente pueda llegar acceder a sus servicios. “Estamos avanzando con el Gobierno Nacional en concretar esa parte del sistema y se dieron pasos importantes encaminados a que las troncales también sean declaradas de importancia estratégica y reciban la cofinanciación de la Nación”, resaltó el Gerente.

Así mismo, Escobar enfatizó en que las obras de las troncales arrancan más tarde, pero que estarán terminadas al mismo tiempo que el Metro y se inaugurarán en 2024, con el objetivo de que muchas más personas puedan disfrutar del sistema.

Las tres troncales alimentadoras permitirán que los habitantes de Bosa, Ciudad Bolívar, Soacha, Fontibón, Engativá, Barrios Unidos, Puente Aranda, Chapinero y el Centro usen el Metro, así no vivan ni trabajen junto a la línea.

En cuanto a su financiación, la secretaria de Hacienda, Beatriz Arbeláez, señaló que para el proyecto Metro son muy importantes las tres troncales alimentadoras. El valor que se tiene para el aval fiscal por parte del Gobierno es de 22,2 billones de pesos, de los cuales 15 billones corresponden al proyecto Metro.

“Los trámites que en este momento faltan son básicamente aprobar los 7 billones de pesos adicionales por las troncales alimentadoras”, destacó la secretaria de Hacienda.

Así mismo, aseguró que este proceso no retrasará el Metro. Por ahora se esperan las decisiones finales que tiene que tomar el Confis Nacional para poder producir el aval fiscal.

Se conoció que en noviembre se conocerán diseños para Transmilenio por la Avenida 68 y la licitación arrancaría a comienzos del próximo año.

Para los diseños de las tres troncales se invirtieron casi 19.000 millones de pesos. Las obras podrían costar 2,5 billones de pesos, según lo arrojaron estudios de prefactibilidad adelantados por la entidad.