5 consejos para que el perfume perdure más tiempo en la piel

Foto Europa Press

A la hora de elegir un perfume, muchos tienen en cuenta su duración en la piel, ya que a fin de cuentas se convierte en una de las señas de identidad. Siguiendo los consejos que ofrece Nutritienda, el olor puede permanecer durante horas en la piel, independientemente de la intensidad del perfume. ¡Tome nota y su aroma dejará huella este 2021!

1. Preparar la piel antes de rociar el perfume. Para que el aroma se fije mejor es importante saber que las moléculas de las fragancias se adhieren al manto de la epidermis, es decir, cuánta más nutrición tenga la piel más se adhiere, por lo que no olvide aplicarse una buena crema hidratante o aceite antes de echar el perfume en la piel.

2. Elegir las mejores zonas para rociar el perfume. El olor durará más si se coloca en zonas donde se nota el pulso, es decir, en el cuello, interior de las muñecas, parte interna de las rodillas... son zonas que harán que la duración sea mayor. Y si además se aplica un poco de vaselina antes, mucho mejor.

3. Saber cuál es la mejor forma para rociar el perfume. No es lo mismo echarlo con vaporizador que sin él, el vaporizador hace que el olor aguante más tiempo en la piel, además de ahorrar producto ya que no se desperdicia. La distancia es otro punto clave, el secreto es aplicarlo a unos 30 cm. de la piel y de forma uniforme.

4. Elegir un perfume con olores que duren. La mejor mezcla de la pirámide olfativa que hace que el olor dure más tiempo es la mezcla de flores y frutas. No tiene por qué ser un perfume que lleve los dos aromas, simplemente se puede mezclar el aroma de una crema hidratante con la del perfume. También es importante la base del perfume, el fondo de la fragancia es la clave: el almizcle, las maderas y el pachuli consiguen mayor duración que otros aromas.

5. Conservar correctamente los perfumes. Hay que evitar a toda costa guardar los perfumes en lugares con altas temperaturas, expuestos a los rayos solares o en sitios húmedos ya que esto afecta la calidad y conservación de los mismos y por tanto, su aroma. Lo ideal es guardarlo en un lugar seco, oscuro y frío, como un armario.