Liga italiana: jornada “tranquila” en la Serie A

Foto twitter Napoles

Incrustada desde este viernes y hasta el domingo en mitad de enfrentamientos europeos, la 25ª fecha de la Serie A italiana no presenta grandes duelos y mantiene la calma antes del duelo en la cumbre de la próxima semana entre Juventus e Inter de Milán.

La jornada arranca hoy con la visita del Nápoles, con David Ospina en el arco, al Brescia.

De nuevo líder, la ‘Juve’ encadena partidos con los recién ascendidos. Después de derrotar 2-0 al Brescia (19º) la semana pasada, los turineses chocan contra la colista SPAL mañana.

Esta vez sí debería ser de la partida Cristiano Ronaldo, que se desplazará a Ferrara para mantener a los ‘bianconeri’ en el primer puesto del campeonato para llegar con confianza, el miércoles, al duelo de ida de los octavos de final de la Liga de Campeones contra el Lyon.

El Inter, que se enfrenta el jueves en Europa League al Ludogorets, deberá por su parte recuperarse de su derrota del fin de semana pasado contra el Lazio (2º). Ese tropiezo envió a los 'nerazzurri' al 3º lugar y les obliga a sumar los tres puntos el domingo contra la Sampdoria (17º).

Otro mal resultado sería muy inoportuno justo antes de chocar contra el vigente campeón en la 26ª jornada, que avisa con ser muy trascendental en la carrera por el título.

El tercer candidato al ‘scudetto’, el Lazio, es el único que no estará distraído con las competiciones europeas. Una tranquilidad para Simone Inzaghi, quien puede preparar cuidadosamente el compromiso del domingo en campo del Génova (18º).

Segundos en la tabla a solo un punto de la Juventus, los romanos buscan su 20º partido liguero consecutivo sin perder.

Por detrás, el Atalanta (4º) no debe confiarse luego de su goleada 4-1 el miércoles contra el Valencia en Champions. Con seis puntos de ventaja sobre la AS Roma (5ª), la formación de Gian Piero Gasperini dispone de margen de maniobra, pero la visita del Sassuolo (12º) huele a trampa.

Después de tres derrotas consecutivas, la Roma necesita imperiosamente volver a sumar puntos. La visita del Lecce (16º) el domingo es una oportunidad que deben aprovechar.

De otro lado, en Alemania, la visita del colista Paderborn hoy servirá al Bayern de Múnich de ensayo general antes de desplazarse al campo del Chelsea el martes para la ida de los octavos de final de la Liga de Campeones y, salvo enorme sorpresa, el ‘Rekordmeister’ debería conservar su liderato en la clasificación de la Bundesliga.

Con la moral por las nubes por sus victorias en 'Champions', los perseguidores RB Leipzig (1-0 al Tottenham) y Borussia Dortmund (2-1 contra el París SG) se desplazan a los coliseos del Schalke 04 y del Werder Bremen, en partidos de la 23ª fecha.

Con Jérôme Boateng y Benjamin Pavard suspendidos, el entrenador del Bayern, Hansi Flick, tendrá que inventar algo en la línea defensiva, y probablemente le dará su primera titularidad a Álvaro Odriozola, quien llegó este invierno boreal procedente del Real Madrid.

Sin embargo, antes del enfrentamiento europeo, el Bayern necesitaría consolidar una defensa a veces inestable, donde Lucas Hernández todavía está corto de forma, después de cuatro meses de baja, y Niklas Süle no jugará en lo que resta de temporada (lesionado en los ligamentos cruzados de la rodilla).

Segundo a un punto, el Leipzig dependerá de sus suplentes para no perder comba mañana ante el Schalke, 6º y todavía vivo en la carrera por las posiciones europeas. El técnico, Julian Nagelsmann, recuperará a su defensa central Dayot Upamecano, quien no jugó frente al Tottenham por sanción, pero no podrá contar con su centrocampista defensivo Konrad Laimer, notable en Londres antes de ser sustituido en el partido por una lesión en el hombro producida en un choque.