Abrir el comercio es clave: gremios

Foto Montaje El Nuevo Siglo
La reapertura gradual que han tenido algunos sectores de la economía, es respaldada por los gremios, pero consideran que es fundamental que se abra, también escalonadamente, la forma como se puede vender lo que producen

____________

Un respaldo total a la reapertura gradual de la economía, dieron varios gremios del país, ante la decisión del Gobierno de reemprender la productividad, primero con los sectores de la construcción y manufactura, y luego con la industria, las oficinas estatales y más adelante, a partir del 1 de junio de otras actividades.

 

1.- La SAC

El presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC), Jorge Enrique Bedoya, señala que las decisiones del Gobierno “siguen en la dirección correcta, donde se privilegia la salud de los colombianos pero también con el aislamiento inteligente se privilegia la vida productiva del país, donde cientos de compatriotas reanuden sus labores y tengan sus ingresos”.

Bedoya sostuvo que “debemos seguir trabajando como un solo equipo para sacar adelante este retos, tal vez el mayor que ha tenido el país y su historia”.

El presidente de la SAC celebró el anuncio frente a la reactivación escalonada de algunos sectores, y destacó la importancia que tiene para el sector agricultor la ventana que se abre para que mandatarios locales, de municipios y ciudades libres de coronavirus, puedan implementar, de forma autónoma, medidas para la reactivación comercial. 

Sobre la reacción del sector agrícola ante el covid-19, Bedoya, dijo que “con la pandemia hemos tenido toda la producción caminando, debemos mirar cómo los productores son más productivos La pandemia nos va a dejar un consumo afectado y por eso creo que los millones de colombianos que hacen parte de la ruralidad tienen una gran oportunidad y el crédito será una variable fundamental”.

 

2.- La ANDI

Por su parte el presidente de la ANDI, Bruce Mac Master dijo que “esta es una inmensa inversión que hemos hecho y es una inmensa inversión que tenemos que cuidar como la más valiosa de todas, que es la inversión en vida y en salud. Por eso hace sentido que se extienda el cuidado personal más allá de lo que se había planteado anteriormente y al tiempo tenemos que buscar formas para que podamos generar ingresos a las familias que hasta ahora se han mantenido ajenas a la actividad económica”.

Mac Master señaló que es importante redoblar los esfuerzos para que “con protocolos, autocuidado y protección podamos generar actividades económicas. Para el directivo  “el comercio de grandes superficies ha demostrado ser un inmenso ejemplo de cómo pueden hacerse las cosas con cuidado y prevención”.

Mac Master, dijo que “ante la coyuntura actual, las empresas deben continuar con sus trabajadores en la senda del progreso social. Buscar el entendimiento recíproco es la mejor alternativa, para salir de la crisis y seguir adelante. Por eso se deben explorar todas las ideas y propuestas en tal propósito. El objetivo primordial de todos debe ser la defensa del empleo”.

 

3.- Fenalco

A su vez, el presidente de Fenalco, Jaime Alberto Cabal, dijo que “es importante la extensión de la emergencia sanitaria hasta el 31 de agosto, el aplazamiento del confinamiento al 31 de  mayo es una semana más de estar cerrado el comercio, obviamente con más problemas para las empresas y el empleo, sin embargo vemos una luz al final del túnel”.

Cabal señaló que ante esta situación, “hacemos dos propuestas al Gobierno, una es anunciar con suficiente anticipación los sectores del comercio que se van a abrir a partir del 1 de junio para preparar los protocolos y estar activos a partir de esa fecha y no una semana o dos semanas después y  la segunda es que el Gobierno decida en qué ciudad o regiones se abre y se pacte con los alcaldes la gradualidad  y que se cumplan los protocolos nacionales y no se generen nuevos protocolos en las ciudades, lo que haría muy dispendioso la entrada en operación del comercio”.

 

4.- Analdex

Mientras tanto, el presidente de Analdex, Javier Díaz, destacó la reapertura gradual de la economía y su situación y dijo que  “en medio de las dificultades a Colombia le va relativamente bien si se compara con otros países de la región. El mensaje es que debemos ser optimistas y ver cómo vamos a aprovechar el futuro para que sea mucho más beneficioso para todos”.

 Sostuvo que para el sector que representan, es un buen momento para impulsar las exportaciones del agro, y dijo que “en el sector agrícola hay mucho campo por desarrollar en ese proceso de sustitución, se deben mirar cuáles son los productos a los que debería apuntar, el comportamiento de los mercados internacionales, si se puede producir aquí y más barato".

 

La CCI

De otro lado, Juan Martín Caicedo Ferrer, presidente de la Cámara Colombiana de Infraestructura (CCI), aunque se mostró favorable a la reapertura de la economía, está inconforme con los incrementos en el precio del asfalto, elemento fundamental para su sector.

En carta dirigida al presidente de la República, Iván Duque, Caicedo Ferrer, le manifestó al mandatario “es el segundo incremento que se da en un periodo de un año, en donde efectivamente, el 1 de marzo de 2019 ya se había realizado un aumento del valor de la tonelada de asfalto, en esa ocasión, también del 15%. Como entenderá, este nuevo incremento, en un momento coyuntural como el que está viviendo el país, es absolutamente inconveniente y, por el contrario, generará un impacto negativo en la búsqueda de generar mayor dinámica en los contratos de obras civiles de infraestructura de transporte”.

 

5.- Acopi

La presidente de Acopi, Rosmery Quintero, se mostró de acuerdo con las decisiones de reabrir la economía paulatinamente, pero insistió en la necesidad que el Gobierno debe subsidiar más las nóminas y ahora el pago de la prima de junio, que se podría pagar más adelante. “Planteamos que, como a lo largo del año la situación seguirá siendo compleja, las primas de junio y diciembre también se puedan pagar más adelante”. Sostuvo que “pedimos que los domingos sean tratados como días ordinarios para poder plantear turnos escalonados y que las jornadas sean completas. Pero eso no significa eliminar los dominicales, sino que el costo adicional que arrojen esas horas se pueda pagar después de la crisis, en concertación con el trabajador”.