Casanare logró sanear deudas por $127.000 millones: Barrera

Gobernación de Casanare

EL NUEVO SIGLO: ¿Cómo recibe las medidas que tomó el Gobierno nacional para atender crisis por cierre de la vía al Llano?

JOSUÉ ALIRIO BARRERA RODRÍGUEZ: Al departamento le ha ido muy bien gracias a Dios y al presidente Duque, nos dejó los recursos para terminar la vía al Sisga, $100.000 millones más para terminar la vía Cusiana, que es la que va de Sogamoso a Aguazul, y nos dejó los recursos para construir la vía pavimentada desde Yopal-El Morro-Labranzagrande- Vado Hondo y también para la Ruta de la Soberanía que va de Hato Corozal-Paz de Ariporo-Sácama-La Salina a salir al departamento de Boyacá, y estudios y diseños para la vía La Yopalosa-Nunchía-Morcote-Paya y Pisba.

O sea con estos corredores viales vamos a tener cinco salidas del departamento de Casanare, que casi de norte a sur vamos a tener buenas vías de ingreso y de salida al interior del país.

ENS: ¿Suben costos para productores del Casanare por sacar producción por estas vías y no por la del Llano?

JABR: En estos momentos obviamente por lo que pasó en la vía a Villavicencio pues hay bastante flujo vehicular por la vía Cusiana, que es la que más se está utilizando, pero al tener las otras alternativas, por ejemplo, una persona que hoy tiene que desplazarse desde Paz de Ariporo o desde Hato Corozal hasta Aguazul y coger la vía a Sogamoso, se está ahorrando más de 120 kilómetros porque de una vez va a coger la vía que va de Sácama hacia salir a Boyacá. Entonces va a ahorrarse mucho tiempo y también obviamente eso va a abaratar los costos del transporte.

ENS: Casanare estuvo cerca de tener que acogerse a la Ley 550 por las deudas acumuladas, ¿cómo superó esta situación?

JABR: Recogimos un departamento endeudado, la anterior administración endeudó en $127.000 millones y pagamos casi $153.000 millones. Aparte de eso pagamos las deudas ambientales, pagamos las deudas de impuestos prediales y pagamos muchas sentencias judiciales. Hoy entregamos el departamento totalmente saneado y las empresas que son Enerca, Capresoca y el IFC, que son de la Gobernación, estaban quebradas y prácticamente intervenidas y para liquidación.

Las cogimos, reducimos el personal en más de un 40%, se hizo toda la reducción burocrática que se pudo y hoy aparecen en la revista Diners como de las mejores empresas de Colombia. Capresoca, que era la peor EPS del país, hoy pasó a ser la mejor del país en prestación de servicio, dicho por la Superintendencia, que la muestra como ejemplo a las otras EPS del país.

El Hospital Regional de la Orinoquia también está entre las mejores empresas financieramente a nivel nacional. Así es que las empresas de la Gobernación, la Gobernación como tal resurgieron nuevamente porque ahí era el escampadero político de todos y se utilizaba para otros temas, y por eso iban día a día perdiendo.

Capresoca perdía más de $2.000 millones por mes, $25.000 millones por año. Logramos bajar eso prácticamente casi que a cero y ya está resurgiendo nuevamente y es la mejor empresa prestadora de salud en el país.

ENS: ¿Cómo avanza la implementación de la Ley 1937 de 2018 que permite a Unitrópico pasar a ser una institución pública a cargo del departamento?

JABR: Nos dimos la pela con esto porque resulta que se había construido una universidad con recursos del departamento, más del 99%, y funcionaba como privada. Una matrícula y un semestre $4 o $5 millones, lo cual nos pareció una exageración. Dijimos, si es con recursos del Estado vamos a presentar el proyecto para que sea pública. Lo presentamos, fue aprobado, fue objetado en su momento por el señor presidente Santos, fueron rechazadas las objeciones, fue a la Corte y esta nos dio la razón, y el presidente Duque fue la primera ley que sancionó.

Estamos a la espera de un trabajo que nos está ayudando a hacer el Ministerio, tenemos ya la mayoría de los recursos para funcionar y también nos ayudan a agilizar los procesos para presentar la ordenanza a la Asamblea y ante la junta de socios que antes eran los dueños de Unitrópico.

También estamos construyendo una sede de la UPTC, la Alcaldía arrancó con un proceso de $10.000 millones, arrancamos ahora nosotros con un proceso de $22.000 millones. Construimos sede del SENA en el norte y en el sur de Casanare; un convenio con la Uniminuto para tenerla en el departamento en donde le dimos la sede en unas instalaciones que teníamos de la Gobernación y estamos haciendo un convenio con la UNAD y con la Universidad Nacional en la cual nos abrirían casi 2.000 pines para el departamento.

Antes entraban siete u ocho muchachos máximo en la Nacional, hoy tenemos 102 y esperamos por lo menos que entren 1.500 jóvenes.