Coge velocidad el Metro de Bogotá

Foto cortesía Alcaldía de Bogotá

Cumpliendo con la citación del Concejo de Bogotá al debate de control político sobre el avance del Proyecto Primera Línea del Metro de Bogotá, el gerente de la Empresa Metro de Bogotá, Andrés Escobar Uribe, presentó formalmente los diseños del proyecto.

En esta oportunidad, la propuesta hizo referencia a una nueva tecnología adoptada por primera vez en una entidad pública en Colombia llamada BIM (Building Information Modeling, por sus siglas en inglés).

Según la administración distrital, el BIM es una plataforma para el manejo de la información empleada en ingeniería y megaproyectos de infraestructura, que permite conseguir ahorros entre el 1% y el 5% en la fase de construcción. También genera integración de datos de obras civiles, redes, estructuras y topografía para hacer modelos digitales que recogen gráficamente información del proyecto.

El uso de esta herramienta permite integrar información georreferenciada de cada componente que forma parte del mismo. Es una herramienta 5D, ya que permite la visualización de información detallada en 3D, en tiempo real.

Cuarto de Datos

El gerente Escobar también explicó que está a disposición de los posibles proponentes y la ciudadanía en general el Cuarto de Datos desde el 24 de agosto de 2018. En este sitio, están publicados los estudios y diseños del proyecto, que a la fecha son un total de 9.747 documentos. Desde su publicación hasta el día hoy, la industria de todo el mundo ha hecho 30.170 descargas.

De igual forma, aprovechó para referirse a los diferentes cuestionamientos de los concejales Juan Carlos Flórez y Hollman Morris, quienes fueron citantes del debate. En este sentido, manifestó que los estudios de factibilidad ya se encuentran completos, a diferencia de las denuncias de los cabildantes.

Escobar reconoció que se han presentado demoras en el proyecto, lo que ha provocado que las fechas de inicio y entrega de la obra hayan sido modificadas en diferentes oportunidades.

Actualmente, el cronograma establece que la adjudicación del Metro se realizará el 6 de agosto de 2019, mientras que se espera que esté finalizada en su totalidad en 2024.

Decisiones correctas

Con anterioridad el alcalde Enrique Peñalosa indicó que “hay unos enemigos trasnochados del Metro que no hacen sino querer tumbar este proyecto. Pero esta es una iniciativa que hemos trabajado con el Gobierno detalladamente, esto no es carreta, es un proyecto serio que hoy no solo tiene el respaldo de la Nación, sino de la banca internacional”.

Peñalosa aseguró además que todas las decisiones técnicas, legales y financieras tomadas en relación con la Primera Línea del Metro para Bogotá han sido las correctas.

Los jueces han venido fallando y respaldando lo que hemos venido haciendo, pero todavía hay algunos que les está doliendo que hagamos un Metro en Bogotá", precisó.

A mediados de este mes, en una reunión entre el presidente Iván Duque y el alcalde Enrique Peñalosa, que se llevó a cabo en la Casa de Nariño, el Mandatario Nacional se comprometió a destinar recursos para las troncales del Metro elevado. Se trata de $5 billones que estarán integrados en un documento Conpes.

“En las próximas semanas estaremos firmando un convenio que termina de asegurar el aporte del Gobierno nacional al proyecto Metro, que implica las troncales alimentadores, Avenida 68 y Calle 100, y la troncal Avenida Ciudad de Cali, que ayudará inclusive a los habitantes de Soacha”, recalcó Peñalosa.

Sin embargo, el Alcalde manifestó que el Gobierno del presidente Duque apoyará otros proyectos de la administración distrital como el de “Lago de Tunjuelo”.

“Esta es una iniciativa que va a cambiar el sur de Bogotá con un parque, el cual sería más grande que el Simón Bolívar y que tendrá unas 60 mil viviendas”, puntualizó Peñalosa.

El anuncio sobre el futuro del Metro se conoce a propósito del debate que se llevará a cabo este miércoles en el Concejo de Bogotá, en el que se podría definir la suerte del megaproyecto de movilidad que ha impulsado la administración del alcalde Enrique Peñalosa.

La sesión fue citada por tres concejales que desde el comienzo se mostraron en clara oposición al Gobierno distrital: Hollman Morris, Manuel Sarmiento y Juan Carlos Flórez. Al debate deberán asistir Andrés Escobar, gerente del Metro de Bogotá, y el Alcalde Mayor de Bogotá.

Contrato

El contrato que resulte del proceso de selección, será bajo la modalidad de concesión integral, que incluye los diseños constructivos, la financiación parcial, la construcción y proveeduría, la operación, el mantenimiento y la posterior reversión a la ciudad. Es un contrato Dfbomt, por sus siglas en inglés.

En particular los créditos están destinados para diseños de construcción, obras del patio-taller y el viaducto, traslado de redes de servicios públicos, demoliciones, planes de manejo de tráfico, actividades para la reconfiguración temporal o definitiva de las vías que hacen parte del trazado del Metro, adquisición y gestión de predios y la interventoría de esta obra, que en los primeros 30 años de operación reducirá en 1.3 millones de toneladas las emisiones de C02.

La estructura financiera contempla una inversión total de US$4.400 millones, de los cuales US$700 millones están destinados para la adquisición predial, traslado de redes y PMO.

Los US$3.700 restantes corresponden al contrato de concesión integral, distribuidos en US$2.600 millones que pagará progresivamente la empresa Metro al contratista, y US$1.100 que este debe aportar de su propio capital, para la financiación parcial del proyecto, principalmente en lo relacionado con los componentes importados.

Se espera que los participantes reciban apoyo financiero de los Gobiernos de sus propios países. La inversión que el contratista realice por su cuenta la recuperará en 20 años, durante la etapa de operación.

El proceso de selección se llevará a cabo conforme a los reglamentos del Banco Interamericano de Desarrollo. La primera fase corresponde a la precalificación de las empresas participantes, que podrán presentarse de manera individual o asociarse para conformar un grupo de proponentes.

La experiencia de estas empresas deberá demostrarse y certificarse. En esta fase no se reciben propuestas económicas, solo documentos y certificaciones para acreditar el cumplimento de los requisitos técnicos, legales y financieros. Acto seguido, la empresa Metro de Bogotá hace la verificación y genera la lista de las empresas que cumplan.