5 recomendaciones para volver a viajar con niños

Foto cortesía

Sin duda, uno de los planes que más disfrutan los niños es viajar. Un paseo en familia permite respirar aire fresco, relajarse y compartir sin que estén de por medio las tareas o las actividades en casa. 

Ahora que las puertas del turismo se reabrieron en Colombia, muchos están buscando armar su primer viaje y librarse del encierro de varios meses. Pensando en ellos, la empresa de viajes Despegar presenta un breve listado con recomendaciones a tener en cuenta para vivir un viaje con niños, sin perder de vista el cuidado y los protocolos de bioseguridad.

  1. El tapabocas no se toma vacaciones: aunque es cierto que las capitales suelen tener tasas de contagio más altas que muchos municipios pequeños, no quiere decir que no exista el virus. En especial, los niños deben permanecer protegidos, ya que pueden convertirse en portadores pasivos y contagiar a los demás miembros de la familia. Es importante que un adulto constate permanentemente que los lleven correctamente puestos y no los manipulen.
  1. No es tiempo de improvisar: es muy importante hacer un itinerario de viaje para asegurarse de que visitará espacios bioseguros. Actualmente, existen muchos restaurantes y hoteles que tienen protocolos estrictos de higiene, debe identificarlos y reservar con anterioridad. También, es fundamental programar las actividades que se desarrollarán con los niños durante el viaje, porque muchas de ellas, como el acceso a algunas playas, piscinas y zonas públicas, ahora requieren reserva previa y tienen cupo limitado.
  1. Mantenga la higiene más que nunca: los niños tienden a ser más despreocupados en cuanto a los protocolos de lavado de manos o tocar superficies en lugares públicos. Como por lo general los viajes involucran muchas actividades en exteriores, es importante hablar con ellos y hacerlos conscientes de su autocuidado; además, se debe intensificar la limpieza de manos y procurar que el tapabocas esté siempre limpio. Para eso, es recomendable cargar un pequeño kit con gel antibacterial, jabón líquido y tapabocas de reserva.
  1. Supervise la interacción con otros niños: en cada paseo, los niños hacen nuevos amigos, por lo que es casi imposible que no interactúen en grupo durante las vacaciones. Lo importante en este caso es que se use siempre tapabocas cubriendo boca y nariz, se mantengan los protocolos de distanciamiento y procuren realizar actividades que no requieran de contacto físico, necesariamente. 
  1. No descuide sus rutinas bioseguras: durante las vacaciones, el hotel será su casa, por eso es importante alojarse en uno con protocolos certificados de bioseguridad. Adicionalmente, procure no bajar la guardia y mantenga las rutinas de aseo cuando regrese de la calle. Recuerde tener calzado y ropa extra para que los niños puedan usarlos exclusivamente al interior de la habitación; tampoco olvide que tanto grandes como chicos deben lavarse las manos siempre que regresen de cualquier actividad, por breve que sea.