Uso del GLP, clave para mejorar calidad de vida de la población

Foto cortesía

El presidente de Agremgas, Felipe Gómez, dice que el país debe entrar ya a sustituir en forma definitiva el uso de leña en los hogares por el gas

La Asociación Gremial Colombiana de Comercializadores de Gas (Agremgas) representa a las empresas distribuidoras y comercializadoras de Gas Licuado de Petróleo de carácter nacional, así como a fábricas de cilindros y de accesorios para el gas. Su presidente, Felipe Gómez, señala la importancia de emprender en el país una campaña para sustituir el uso de la leña por el gas en todo el país.

EL NUEVO SIGLO: ¿Cuál será el efecto para los millones de usuarios del GLP en materia de mayor oferta y mejores precios?

FELIPE GÓMEZ: Rápidamente se viene sintiendo un alivio en mejor precio, mayor cobertura, mayor oferta y confiabilidad y posibilidad de nuevos usos alternativos.

Para los usuarios de los sectores domiciliario, comercial e industrial, al haber un GLP de fuente nacional que abastezca el mercado y que evite la inclusión de producto importado que cuesta mucho más que el nuestro, repercute en una mayor cobertura de áreas del país (hoy en día llegamos a 31 departamentos y el D.C.).

El escenario

ENS: ¿Cuál es el escenario que se presenta para la ampliación del GLP?

FG: En Colombia hay 1’774.000 familias que usan fogones abiertos para cocinar alimentos, hervir agua o calentar el ambiente, alimentados por combustibles sólidos como leña, carbón y residuos, de acuerdo con la más reciente Encuesta Nacional de Calidad de Vida del DANE.

Son muchas las familias que podrían ser beneficiarias de un programa de sustitución de leña por GLP, brindando una gran solución de mejora de vida de manera inmediata. El escenario actual nuestro hasta ahora es la ampliación para 2020 de los subsidios al consumo del GLP, representado en el 50% y el 40% para los estratos 1 y 2 respectivamente, del consumo básico definido por la UPME de 14,6 kg para los departamentos incluidos dentro del llamado plan piloto, es decir Nariño, Putumayo, Caquetá, parte del Cauca – zona Macizo Colombiano, San Andrés islas y el recientemente incluido Amazonas, con recursos asignados equivalentes a 50.000 millones para cilindros y 20.000 para redes, con una reducción de 20.000 millones frente al actual 2019.

ENS: El gobierno se ha puesto la meta de incrementar las fuentes de energía ambientalmente sostenible, como parte de las políticas para combatir el cambio climático ¿Cuál es la contribución del gas GLP en ese sentido?

FG: Desde Agremgas, estamos muy comprometidos en la mitigación del daño ambiental y la adaptación al cambio climático. Consideramos que es necesario descarbonizar el sector, minimizando el uso de los combustibles más contaminantes. Aquí es donde el GLP juega un papel muy importante como combustible. El GLP es parte de la solución inmediata a la reducción de emisiones de gases efecto invernadero. Es un combustible de alto poder calorífico y de mínimas emisiones, es considerado altamente limpio.

Es el combustible ideal por logística, limpieza, facilidad y seguridad de manejo para brindar una solución eficiente y rápida al usuario domiciliario en cocción y calentamiento de ambientes, reduciendo el consumo de leña y mitigando los daños en salud y compensando los daños medio ambientales.

Ampliación

ENS: ¿Qué significa para el sector del gas GLP la entrada en funcionamiento de la planta de Cupiagua? 

FG: La entrada en funcionamiento de la unidad de condensados del campo Cupiagua, significa un aporte de parte de Ecopetrol al mercado de 6.000 barriles de GLP/día, equivalentes a más de 16.000 Ton/mes, es decir un incremento en la oferta actual de Ecopetrol de más del 30% y un 25% adicional a la oferta total del total de mercado de origen nacional, lo cual garantizaría el abastecimiento del mercado nacional, sin necesidad de recurrir a la importación que impactan negativamente al usuario final. Esperamos que esta inversión se vea reflejada en oferta constante al mercado, que haga posible el abastecimiento de GLP de fuentes nacionales. Consideramos que es una estupenda oportunidad para desarrollar programas y políticas de inversión social, como por ejemplo plantear un programa responsable y amplio de “sustitución de leña por GLP”, donde podrían confluir Ecopetrol, las empresas distribuidoras y el estado y ejecutar un plan ambicioso de cobertura para mejora de calidad de vida de las poblaciones mas sensibles que usan leña para cocción y calentamiento, con los enormes daños en salud y los costos que el tratamiento de estas implican (0,38% del PIB de 2.015) y a la vez ayudando a la mitigación de los daños ambientales de emisiones y afectaciones por deforestación.

ENS: ¿Cómo quedó este sector del gas GLP  en el nuevo plan nacional de desarrollo y cuáles son sus metas para este cuatrienio?

FG: Vemos positivamente que el PND haya incluido al GLP con protagonismo como nunca antes lo había tenido, especialmente en los planes de sustitución de leña, donde podríamos hacer una tarea importante de responsabilidad e inversión social más ambiciosa que lo inicialmente  planteado.

También propone mantener los subsidios a las personas más vulnerables en las regiones de Nariño, Putumayo, Caquetá, Cauca, San Andrés islas y la inclusión del Amazonas, como ya se había comentado anteriormente.

ENS: ¿Cuánto empleo está generando hoy este rubro industrial?

FG: El sector del GLP genera cerca de  5.500 empleos directos, esto en lo referente a las empresas agremiadas en los dos gremios existentes. Si contamos todas las escalas del sector como productores y comercializadores mayoristas, así como empleos indirectos, la suma sería mucho mayor.