Crece debate por paso de Policía del Ministerio de Defensa a Justicia

Archivo

Fue aprobado el día de ayer en primer debate por parte de la Comisión Primera de la Cámara, con 19 votos a favor y 5 en contra, el proyecto que busca trasladar la Policía Nacional del Ministerio de Defensa al Ministerio de Justicia, con el fin de garantizar su naturaleza civil. Desde hace años se han escuchado voces en ese sentido; sin embargo, los diferentes gobiernos se han mostrado en contra porque temen que sea politizada la institución.

La discusión sobre este asunto se agudizó tras las protestas de abril y mayo pasados, a raíz de las denuncias por excesos en que habrían incurrido algunos uniformados para controlar los graves desórdenes que se produjeron en varias ciudades.

Ahora, con la aprobación de este proyecto de ley en su primer debate, la polémica toma de nuevo fuerza. Los que están a favor consideran que pasar la Policía a la égida del Ministerio de Justicia repercutiría en recuperar para la institución su naturaleza civil.

Vale señalar que en la mayoría de países la policía está adscrita al Ministerio de Gobierno.

En tanto que son muchos los que piensan que es adecuado el esquema actual de la Policía bajo la jurisdicción del Ministerio de Defensa, pues además de prevenir que eventualmente un gobierno se vea tentado a utilizarla con fines políticos, por requerimientos operativos y de coordinación de la Fuerza Pública es conveniente que siga como hoy está.


Le puede interesar: Uribe y Santos se pronunciaron por 5 años del Acuerdo de Paz


Hace unas semanas el exministro de Defensa, Juan Carlos Esguerra, dijo a EL NUEVO SIGLO que "a menos de que se creara una figura de la que se ha hablado también a veces, que es la del ministerio de seguridad, soy totalmente opuesto a esa idea porque entre que esté dependiendo del Ministerio de Defensa o dependa del Ministerio del Interior, y por consiguiente entre que tenga una cierta militarización o cualquier grado de politización, me parece infinitamente preferible lo primero, porque la historia del país así lo demuestra con toda claridad".

Esguerra Portocarrero alertó que "nada más peligroso que una policía politizada". 

Agregó que el hecho de que la Policía se encuentre adscrita al Ministerio de Defensa no implica que por ello pierda el foco en derechos humanos. 

Otro elemento que adereza la discusión sobre este asunto es que tras visitar Colombia en junio pasado por varias denuncias de violaciones a los derechos humanos, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) hizo público el respectivo informe con una serie de observaciones y recomendaciones, entre estas que la Policía Nacional deje de estar adscrita al Ministerio de Defensa.

El proyecto

La iniciativa de ley tiene por objeto, según sus impulsores, trasladar la Policía Nacional del Ministerio de Defensa Nacional al Ministerio de Justicia y del Derecho con el fin de garantizar su naturaleza civil; consolidar y mantener la seguridad y las condiciones necesarias para el ejercicio de los derechos y libertades públicas; además, de asegurar que los habitantes de Colombia convivan en paz.

La representante Juanita María Goebertus Estrada (Alianza Verde), una de las ponentes del proyecto en discusión, señaló que “es un proceso que surgió de una iniciativa que llamamos ‘Los jóvenes tienen la palabra’, que se dio a la tarea de escuchar, en 12 ciudades que fueron escogidas por el mayor desempleo juvenil, en donde había habido grandes demostraciones en el marco del paro nacional”.

El representante Alfredo Deluque (Partido de La U) dijo que “estoy apoyando el proyecto pero no va a llegar a segundo debate, porque el proyecto sencillamente no está avalado por el Ministerio de Justicia. Es obvio que el Gobierno nacional ha sentado una posición”, dijo el representante Deluque.