REPRESENTANTES DE BOGOTÁ Y CONCEJALES BUSCAN EXPLICACIONES
A qué se debe la drástica caída en popularidad de Claudia López

Archivo

La elección de Claudia López fue uno de los hechos más destacados de los comicios regionales del 2019 porque por primera vez una mujer asumió las riendas como alcaldesa de la capital de la República y porque llegó por movimientos alternativos. Ello se vio reflejado en que en sus primeros  meses de gobierno obtuvo altos porcentajes de aceptación y de popularidad. Sin embargo con el transcurso de su Administración, esos indicadores han ido cayendo paulatinamente en medio de los efectos de la pandemia y un agudo recrudecimiento de la inseguridad.

EL NUEVO SIGLO dialogó con representantes a la Cámara por Bogotá y concejales de la ciudad para conocer su interpretación de cuáles han sido las razones para esa descolgada en la imagen de la mandataria capitalina.

El representante a la Cámara por Alianza Verde, el partido de gobierno, Mauricio Andrés Toro, dijo que cree "que son varios elementos que entran a jugar alrededor de esto. El primero es claramente las dificultades que ha tenido la Administración de comunicar asertivamente, digamos los avances y los logros de los compromisos, porque cuando uno va y mira los compromisos del plan de desarrollo se están cumpliendo, pero pareciera la Administración es incapaz de comunicarlos acertadamente para que los ciudadanos se den cuenta de eso”.

Agregó que “en segundo lugar, creo que la alcaldesa se mete constantemente en discusiones innecesarias y todavía no logra manejar ese tono comunicacional con la ciudadanía, y eso genera de alguna manera incomodidad por parte de algunos”.

En tercer lugar dijo que “hay un elemento que es muy complejo y es que los ataques constantes de los extremos hacia la alcaldesa empiezan a minar su popularidad  y sus resultados.  Los ataques de la izquierda y los ataques de la derecha,  en especial los del petrismo, hacen una mella muy importante".


Le puede interesar: Partido de La U presentará nueva imagen en elecciones


"Y en cuarto lugar”, consideró Toro, “creo que el relacionamiento que ha tenido la Alcaldía con el Concejo de Bogotá no ayuda porque el secretario de Gobierno no es la persona más idónea para esa misión".

No obstante, el parlamentario dijo que no se puede desconocer que “la pandemia causa en una ciudad tan grande y numerosa, los estragos que a veces son difíciles de manejar".

Concluyó Toro que "entonces creo que hay parte de culpa de la Administración en cuanto a comunicación; parte de culpa en el incumplimiento de algunas promesas, también hay que decirlo; y parte de culpa que es toda la situación sociopolítica que se vive en el país y que ha afectado a todos los alcaldes".

Por su parte, el representante a la Cámara por Cambio Radical, José Daniel López Jiménez, dijo “creo que es consecuencia directa del empeoramiento de la inseguridad, pero confío en que la llegada del nuevo secretario, Aníbal Fernández de Soto; el mejoramiento de las relaciones con la Policía; y una mejor articulación entre Gobierno nacional y Gobierno distrital ayudarán a mejorar la situación”.

Agregó que “también creo que es clave que se ajusten temas muy sensibles para la ciudadanía en el nuevo POT, como la necesaria construcción de la ALO en el tramo norte”.

En tanto, el representante a la Cámara por el Centro Democrático, José Jaime Uscátegui Pastrana, dijo que “la alcaldesa Claudia López ha perdido credibilidad y lo seguirá haciendo porque no está asumiendo la gerencia de la ciudad,  todo es responsabilidad de terceros, y  sobre todo en la temática de seguridad se ven las deficiencias”.

En esto último señaló el parlamentario que “no ejerce como primera autoridad de policía, critica y cuestiona a la policía hasta el punto de decir que hay que acabar con esa institución, no ejerce liderazgo, no la vemos en las calles sintiendo la problemática directa de los ciudadanos en esta materia. Y eso paulatinamente la ha llevado a perder credibilidad".

Añadió Uscátegui que "los niveles de ejecución presupuestal siguen siendo bajos, no se siente el impacto, es más discurso que ejecución, y por eso considero que está perdiendo credibilidad, porque las promesas de campaña se quedaron en eslóganes muy bonitos, que la verdad no están siendo aplicados en la ciudad".

Hablan los concejales

El concejal Andrés Forero Molina, del Partido Centro Democrático, consideró que "creo que convergen varios factores: la Alcaldesa gana las elecciones con un discurso y generando muchísimas expectativas, y ella a pesar de que es una gran comunicadora, siento que llega un momento en que el solo discurso se agota, y creo que la gente en cierta manera ya está un poco cansada de que la Alcaldesa no resuelva los problemas y siempre en lugar de estar generando soluciones,  pues esté buscando responsables, coloquialmente lavándose las manos".

Considera, asimismo, "que un tema que la ha afectado particularmente ha sido la inseguridad en la ciudad y la forma en la que ella ha respondido a esa inseguridad. Inicialmente ella y su secretario de Seguridad anterior, el doctor Hugo Acero, pues básicamente negaban el problema y decían que era solamente una cuestión de percepción. Finalmente ante la tozudez de los datos terminaron reconociendo el problema ya con el nuevo secretario, pero al mismo tiempo la Alcaldesa salió a minimizarlo y dijo 'Hay un problema pero no es tan grave y mire que la situación en Cali está peor'. Entonces creo que a la gente le ha molestado, y además la gente se siente insegura a la hora de salir".

Consideró también Forero que “seguramente ha afectado el tema de la movilidad, pues el tráfico en Bogotá siempre ha sido un poco complejo, pero uno siente que con algunas de las medidas, algunas de ellas improvisadas de la alcaldesa, pues eso se ha empeorado incluso más. Y creo que todo eso termina afectando la opinión que tienen los bogotanos de su gobernante".

En tanto, la concejal Ana Teresa Bernal dijo que "la gente siempre reacciona a las medidas que toman los gobernantes,  y lo que he visto realmente es que hubo muchas promesas de la alcaldesa que no se han cumplido. Entonces la gente está muy indispuesta por eso. Hay temas sensibles como el respeto a los humedales, hay temas claves como por ejemplo la situación de los indígenas en las calles, de población que no tiene vivienda y que también está siendo desplazada y desalojada de los lugares, como lo que sucedió en Puente Aranda. Estamos viviendo permanentemente situaciones de verdad de intranquilidad".

Remarcó que "entonces eso tiene unas consecuencias y es que baja la popularidad de la alcaldesa".

Agregó Bernal "creo que la situación económica y social en Bogotá es bastante crítica, obviamente la pandemia la agudizó, pero las medidas que se han tomado de darle tantos recursos al Transmilenio, la falta de cumplimiento en muchas de las obras, pues llevan a que la gente pierde credibilidad y se sienta engañada".

"Entonces esa es, creo, la razón por la cual hay como una actitud y una opinión de verdad bastante negativa cada día más sobre el gobierno de la alcaldesa Claudia".