Mejora deuda con canje por $10,97 billones

AFP

Ofensiva en la estrategia de financiamiento con inversionistas de papeles

 

Después de varias semanas de expectativa, el Gobierno colombiano acaba de concluir la primera operación de canje de deuda pública interna con inversionistas privados en los últimos cinco años, que se complementó con una porción de intercambios ejecutados por el Tesoro Nacional con tenencias de títulos de la Nación.

En total se intercambiaron $10,97 billones de valor nominal en títulos con vencimiento en 2019 y 2020 por $10,85 billones de nominal en papeles con maduración entre 2022 y 2034.

Vale la pena recordar que en su estrategia de financiamiento 2018-2022 el Gobierno plantea como objetivo en materia de perfil de amortizaciones que en un año los vencimientos de deuda no superen el 8% del saldo total. Antes de la operación el valor del indicador para este año era de 11,4%. Ahora la cifra se reducirá a 10,1%. Por su parte, las amortizaciones de 2020 se disminuirán de 5,2% a 4,2% del total.

Más plazos

Con estas operaciones se incrementó la vida media de la deuda. Este indicador, que mide en cuánto tiempo debe el emisor retornar el principal a los inversionistas, se ubicaba en 6,37 años para la deuda interna antes de la operación. Se estima que con los títulos intercambiados la vida media pasará a 6,44 años.

Esto implica que el riesgo de refinanciación al que se expone la Nación se redujo marginalmente con esta operación.

Asimismo, el Ministerio de Hacienda aprovechó la ventana de oportunidad que estaba disponible en el mercado para hacer esta reperfilación de vencimientos y simultáneamente reducir el costo del endeudamiento medido a través del cupón promedio.

Un elemento novedoso y positivo de esta transacción es que las tasas de intercambio determinados por los agentes de mercado sirvieron como base para la porción del canje realizada con las tenencias de títulos de la Nación. Dado que estas han constituido el grueso de las operaciones de manejo interno, y que probablemente lo seguirán haciendo en el futuro, emplear un mecanismo de fijación de precios visible y conocido por los inversionistas privados representa un avance significativo.

Regla fiscal

Si el Comité Consultivo de la Regla Fiscal llegara la próxima semana a ampliar el límite de déficit por cuenta de la atención a la población migrante venezolana en un valor aproximado de 0,5% del PIB, con el aplazamiento de vencimientos que trajo el canje el Ministerio de Hacienda no tendrían que incrementarse las colocaciones de deuda interna este y el próximo año.

En otras palabras, el mayor déficit a financiar resultante de la revisión de las metas se compensaría en los usos del Gobierno Nacional con menores amortizaciones de deuda interna. Así, se aliviaría una de las principales preocupaciones que podrían tener los agentes de mercado frente a dicha revisión.

Después del canje es previsible que el saldo de la deuda pública neta aumente en 2019 y 2020. Cuando se presentó el Plan Financiero hace algunas semanas, el Ministerio de Hacienda resaltó que en 2019 se esperaba un superávit primario, y como resultado de ello se preveía reducir el stock de deuda neta del Gobierno Nacional.

Calificadoras

Dado que este y el próximo año las amortizaciones se reducirán, la probabilidad de concretar tal disminución se desvanece casi por completo. Hay que recordar que esta es una métrica importante para las calificadoras de riesgo y los inversionistas internacionales, ya que no solo viene mostrando un aumento ininterrumpido desde 2012, sino que también se ubica en este momento por encima del promedio de los soberanos BBB.

El canje se enfocó en los vencimientos más cortos y no resolvió los altos niveles de amortizaciones para años como 2024 y 2026. Los analistas del Bancolomia señalan que “creemos que la operación arrojó resultados mayoritariamente favorables. En ese sentido, y teniendo en cuenta que con las últimas decisiones del FED el apetito por activos emergentes se fortalecerá, creemos que el canje de deuda será un catalizador relevante de valor para el mercado de TES en el corto plazo”.