Paraíso, la obra que reivindica a la figura femenina

Foto cortesía

Desmontar el imaginario del pecado original que pesa sobre la mujer y convertirla en líder, innovadora y científica es la invitación de Paraíso, una obra de teatro basada en el cuento Diario de Adán y Eva de Mark Twain, dirigida por el dramaturgo, German Betancourt.

Esta historia sobre la llamada primer pareja de la humanidad es un relato de amor, pero también una nueva mirada al Génesis. Nos muestra el lado humano del origen, más desde un punto de vista evolucionista que creacionista y asemejando a esta Eva a una Lucy, (El primer homínido que caminó erguido) y es clave dentro de la teoría de la evolución. La obra se presentará desde este mes hasta el próximo 12 de octubre en la Sala Buenaventura de Casa E a las 8:00 p.m.

Los personajes de la obra, Adán y Eva tienen personalidades opuestas a los del mito fundacional de la Biblia. Ella es racional, innovadora y más adelantada a Adán, él por su parte es impulsivo, instintivo, pero también dispuesto a escuchar a su mujer. Esta es una historia de amor diferente, contemporánea y muy humana, que invita a reconstruir el paraíso instalándolo en el mundo en que vivimos, con los referentes que conocemos más allá de los dogmas de fe.

Paraíso es una comedia que nos presenta la relación inicial de Adán y Eva en el paraíso, Eva muestra el papel de la mujer en el desarrollo de la especie, como generadora de cultura, lenguaje, de pensamiento científico, de descubrimientos, entre otros. Paraíso levanta el peso del pecado original de los hombros de Eva y reparte el peso con Adán y asimismo la posibilidad de crear el mundo entre ambos y a la medida de sus necesidades. Un mundo más humano.

Director "Esta no es una mirada patriarcal de las relaciones, donde "el hombre propone y la mujer dispone" sino todo lo contrario; es ella la que convoca, la que propone y crea, la que le pone el nombre a las cosas. Sin este elemento estaríamos ante lo mismo de siempre una historia como Romeo y Julieta y no, se crea una relación con conflictos, conciliaciones y todo eso que rodea a los seres humanos". Comenta Betancourt.

Para los protagonistas de la obra Joselin Meneses y Alexis Sánchez, hay un elemento fundamental que atraviesa la misma: el amor "Ellos desde su inocencia empiezan a descubrir lo que es estar enamorado, tomarse de la mano encontrarse no desde los mandatos de un dios sino desde su propia intuición humana y las experiencias que van teniendo" comenta Joselin, Alexis añade que "así se crea un tipo de relación menos agresiva, más solidaria y más constructiva, y eso le da un vuelco total a la forma como nos enseñaron sobre de Adan y Eva" comentan.

Mark Twain, un hombre de fe escribió primero el diario de Adán y 10 años después ante al desaparición de las figuras femeninas de su vida, el de Eva. En este nuevo texto quiso dotar a la mujer de nuevas cualidades también para rendirles un homenaje a estas mujeres que murieron trágicamente. Esa mirada inspiró al director y dramaturgo de Paraíso para tomar elementos de los diarios y alejarse de explicaciones místicas. "Imaginé cómo hubiera sido ese paraíso humano con hombres de carne y hueso, con otro color de piel y otro imaginario del amor y la mujer" concluye el director.

Atrévete a romper paradigmas y redescubrir la historia de Adán y Eva en Paraíso, una defensa de la mujer, la razón y la ciencia que te propone repensar las relaciones humanas y donde el universo femenino no nace de una costilla sino que camina al lado del masculino en igualdad.