Cinco claves para cuidar su salud mental al usar redes sociales

Foto cortesía

¡La salud mental no es un juego! Todos podemos sufrir de un trastorno en cualquier punto de nuestras vidas, por eso debemos cuidarnos y cuidar a los otros. Existen estudios como el de la Royal Society for Public Health y el Young Health Movement, que han comprobado que las redes sociales y aplicaciones digitales de interacción, tienen incidencia en la salud mental de las personas. Por eso la importancia de que estos espacios virtuales mantengan un ambiente ameno y sano para los usuarios


Además lea: "Del otro lado", la travesía hacia el perdón de Iván Guarnizo


En el marco del Día Mundial de la Salud Mental, la plataforma de videos cortos brinda algunos consejos que puede poner en práctica para cuidar su salud mental y la de los demás:

  1. ¡Evite las críticas ofensivas! Antes de comentar algo, debería cuestionarse primero: ¿Mi comentario aporta algo a la conversación? ¿Está enfocado en una crítica constructiva? ¿Voy a lastimar a alguien externo con esta acción? Es mejor que todos nos enfoquemos en lo positivo de cada contenido y creador, ya que detrás de cada resultado hay un enorme esfuerzo.
  2. ¡No compare, cada creador es único! No todo lo que vemos en las redes sociales es real. Jamás debe comparar su físico, su vida o contenido con el de otros. Recuerde que lo más común es que las personas muestren sus mejores momentos o las ocasiones en las que mejor se ven.
  3. Compórtese como en la vida real. Detrás de las pantallas hay una persona real, con sentimientos y sueños como usted. Por eso, deberíamos siempre tratarnos entre nosotros como si nos estuviéramos viendo las caras. 
  4. No descuide el mundo real por el virtual. Lo más importante para mantener nuestra salud mental es compartir con las personas que queremos y vivir la vida al máximo. Para todo hay espacios, hay ocasiones en las cuales es bueno que olvide las redes sociales por un momento para conectarse con su mundo real.
  5. ¡Respete la privacidad de los terceros! No divulgue información o contenido de otras personas sin su autorización, esto puede afectar su tranquilidad. En su defecto, consulte con ellas antes de compartir algo sobre las mismas.